Más de 300 jóvenes salvadoreños se forman en derechos sexuales y reproductivos

Más de 300 jóvenes salvadoreños se forman en derechos sexuales y reproductivos

Adolescentes y jóvenes de siete municipios del departamento de Usulután, en El Salvador, participan en procesos formativos sobre derechos sexuales y reproductivos.  Durante los talleres en los que participan más de 300 jóvenes se les informa y motiva para integrarse y fortalecer a las organizaciones juveniles que trabajarán en pro de los derechos de niñas y adolescentes embarazadas y/o madres.

Lo que más me motivó a participar en estos talleres fue la diversidad de temas,  la mayoría de ellos desconocidos para los jóvenes y un tabú para nuestros padres. He aprendido cómo valorarme a mí mismo, los diferentes tipos de violencias que pueden existir y las diferentes enfermedades de transmisión sexual. También lo que quiero hacer, aprender o estudiar. Me gustó la metodología, fue muy divertida, con las dinámicas nos ponían las definiciones de  una forma diferente y entretenida” explica Rubén Artemio,  joven de 17 años que estudia en el Instituto Nacional de Nueva Granada, uno de los 15 centros educativos que participan en la iniciativa.

Sandra Raquel, de 16 años y estudiante en Nueva Granada también ha participado en los talleres de derechos sexuales y reproductivos. “Me motivó la temática, ya que en la actualidad los padres no hablan mucho de violencia sexual o salud sexual, por la incomodidad que tal vez puedan sentir los jóvenes al estar hablando de sexualidad con sus padres. He aprendido sobre autoestima, sexo y género, salud sexual y reproductiva. Fue muy divertida la convivencia con los compañeros”.

Rubén y Sandra Raquel, son dos de los 300 jóvenes que participan en los talleres formativos que la Asociación de Promotores Comunales Salvadoreños (APROCSAL) y la Fundación Salvadoreña para la Promoción Social y el Desarrollo Económico (FUNSALPRODESE) han puesto en marcha dentro del convenio firmado entre FARMAMUNDI y Paz y Desarrollo con  la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID) en siete municipios de Usulután.

Métodos anticonceptivos y enfermedades de transmisión sexual

En el Instituto Nacional de Santiago de María estudia Dayana Eunice. “En los talleres he aprendiendo a valorarme y que tengo que respetar igual a hombres y mujeres. También hemos aprendido sobre los métodos anticonceptivos, como el uso del condón, condón femenino y los implantes; sobre las enfermedades de trasmisión sexual como el VIH/SIDA, y sé que las personas al tener relaciones sexuales pueden adquirir estas enfermedades. La mayoría de los adolescentes a veces somos necios y no escuchamos los consejos. También nos hablaron sobre los estereotipos que marcan a hombres y mujeres desde la niñez”.

Mi meta es terminar el Instituto y llegar a la universidad para poder sacar la carrera que más me gusta en la facultad de ciencias sociales, o ser una publicista. Así podré ayudar a mi mamá y sacarla adelante y a mi familia también. Ella me ha ayudado mucho para que pueda estudiar y yo tengo que recompensarla”, concluye la joven Dayana Eunice.

Este convenio entre la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID) y Farmamundi, pretende “Facilitar un proceso de restitución efectiva de derechos de mujeres en situación de riesgo y exclusión que enfrentan violencia que desarrolle capacidades, genere conocimiento y pueda ser replicado, contribuyendo así a mejorar las políticas públicas participadas de protección social en El Salvador”. Se desarrolla en consorcio con la Asociación por la Paz y el Desarrollo y beneficiará a 131.049 personas.

El Convenio con AECID en El Salvador participan la Asociación por la Paz y el Desarrollo, la Asociación de Promotores Comunales Salvadoreños (APROCSAL), la Fundación Salvadoreña para la Promoción Social y el Desarrollo Económico (FUNSALPRODESE) y el Instituto de Investigación, Capacitación y Desarrollo de la Mujer (IMU).

 

Comentar

Tu dirección no será publicada. Campos requeridos marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.